VIVIR

v. Andar, Conducta
Exo 33:20 porque no me verá hombre, y vivirá
Lev 18:5 cuales haciendo el hombre, vivirá en ellos
Deu 5:24 Jehová habla al hombre, y éste aún vive
Deu 8:3 no sólo de pan vivirá el hombre, mas de
Deu 30:19 escoge, pues, la vida, para que vivas
1Sa 10:24 con alegría, diciendo: viva el rey!
2Sa 16:16 dijo Husai: ¡Viva el rey, v el rey!
2Ki 11:12; 2Ch 23:11 dijeron: ¡Viva el rey!
Job 7:16 abomino de mi vida; no he de vivir para
Job 14:14 si el hombre muriere, ¿volverá a vivir?
Psa 4:8 solo tú, Jehová, me haces vivir confiado
Psa 69:32 buscad a Dios, y vivirá vuestro corazón
Psa 104:33 a mi Dios cantaré salmos mientras viva
Psa 118:17 no moriré, sino que viviré, y contaré
Psa 119:17 haz bien a tu siervo; que viva, y guarde
Psa 119:175 viva mi alma y te alabe, y tus juicios
Pro 4:4 guarda mis mandamientos, y vivirás
Pro 9:6 dejad las simplezas, y vivid, y andad por
Ecc 6:6 viviere mil años dos veces, sin gustar del
Isa 26:19 tus muertos vivirán; sus cadáveres
Isa 38:19 el que vive, éste te dará alabanza
Isa 53:10 verá linaje, vivirá por largos días, y la
Eze 3:21 no pecare, de cierto vivirá, porque fue
Eze 18:9 éste es justo; éste vivirá, dice Jehová
Eze 18:23 ¿no vivirá, si se apartare de sus caminos?
Eze 18:27 y apartándose el .. hará vivir su alma
Eze 20:11, 13 el hombre que los cumpliere vivirá
Eze 33:13 yo dijere al justo: De cierto vivirás, y él
Eze 37:3 y me dijo: Hijo de .. vivirán estos huesos?
Amo 5:4 así dice Jehová .. Buscadme, y viviréis
Amo 5:14 buscad lo bueno, y no .. para que viváis
Hab 2:4 alma .. mas el justo por su fe vivirá
Mat 4:4; Luk 4:4 no sólo de pan vivirá el hombre
Mat 9:18 ven y pon tu mano sobre ella, y vivirá
Mar 16:11 cuando oyeron que vivía, y que había
Luk 10:28 le dijo: Bien has .. haz esto, y vivirás
Luk 20:38 sino de vivos, pues para él todos viven
Luk 24:5 buscáis entre los muertos al que vive?
Luk 24:23 de ángeles, quienes dijeron que él vive
Joh 4:50 Jesús le dijo: Vé, tu hijo vive. Y .. creyó
Joh 5:25 oirán la voz .. los que la oyeren vivirán
Joh 6:51 comiere .. este pan, vivirá para siempre
Joh 11:25 cree en mí, aunque esté muerto, vivirá
Joh 14:19 porque yo vivo, vosotros .. viviréis
Act 17:28 en él vivimos, y nos movemos, y somos
Rom 1:17; Gal 3:11; Heb 10:38 el justo por la fe vivirá
Rom 6:2 al pecado, ¿cómo viviremos aún en él?
Rom 6:8 creemos que también viviremos con él
Rom 6:10 mas en cuanto vive, para Dios vive
Rom 8:10 el espíritu vive a causa de la justicia
Rom 10:5 el hombre que haga estas cosas, vivirá
Rom 14:7 porque ninguno de nosotros vive para sí
Rom 14:8 pues si vivimos, para el Señor v; y si
1Co 9:14 anuncian el .. que vivan del evangelio
1Co 15:6 hermanos .. de los cuales muchos viven
2Co 5:15 que los que viven, ya no vivan para sí
2Co 13:4 aunque fue .. vive por el poder de Dios
Gal 2:20 ya no vivo yo, mas vive Cristo en mí
Gal 2:20 lo que ahora vivo .. lo v en la fe del
Gal 5:25 si vivimos por el Espíritu, andemos
Eph 2:3 entre los cuales .. nosotros vivimos en
Phi 1:21 para mí el vivir es Cristo, y el morir es
Col 2:20 ¿por qué, como si vivieseis en el mundo
1Th 4:17 luego nosotros los que vivimos, los que
1Th 5:10 ya sea que .. vivamos juntamente con él
1Ti 5:6 se entrega a los .. viviendo está muerta
2Ti 3:12 los que quieren vivir piadosamente en
Tit 2:12 vivamos en este siglo sobria, justa y
Heb 7:25 viviendo siempre para interceder por
Heb 9:17 pues no es válido .. que el testador vive
Jam 4:15 si el Señor quiere, viviremos y haremos
1Pe 1:15 santos en toda vuestra manera de vivir
1Pe 2:12 buena vuestra manera de vivir entre los
1Pe 2:24 muertos a los pecados, vivamos a la
1Pe 4:6 pero vivan en espíritu según Dios
2Pe 3:11 en santo y piadosa manera de vivir?
1Jo 4:9 envió a su Hijo .. que vivamos por él
Rev 1:18 vivo, y estuve muerto; mas he aquí que v
Rev 3:1 nombre de que vives, y estás muerto
Rev 20:4 vivieron y reinaron con Cristo mil años


A. Verbo jayah (hy:h; , 2421), “vivir”. Este verbo, que tiene cognados en la mayorí­a de las lenguas semí­ticas (excepto acádico), se halla 284 veces en todos los perí­odos del hebreo bí­blico. La raí­z básica del verbo connota “tener vida”: “Y vivió Adán 130 años” (Gen 5:3). Un significado similar se encuentra en Num 14:38 y Jos 9:21: La forma intensiva de jayah significa “preservar la vida”: “Dos de cada especie meterás en el arca, para que tengan vida contigo” (Gen 6:19). El término puede significar también “vificar” (“dar vida”) o “reavivar”: “Yo habito en la altura y la santidad, pero habito también con el quebrantado y humilde de espí­ritu, para reavivar el espí­ritu de los humildes y para vivificar el corazón de los quebrantados” (Isa 57:15 rv-95). “Vivir” es más que existencia fí­sica. Según Deu 8:3, “no solo de pan vivirá el hombre, mas de todo lo que sale de la boca de Jehová vivirá el hombre”. Dijo Moisés a Israel: “Yo te mando hoy que ames a Jehová tu Dios †¦ para que vivas y seas multiplicado” (Deu 30:16). B. Nombre jay (yj’ , 2416), “ser viviente; vida”. Este vocablo solo se usa en la fórmula de juramentar “vive X”, literalmente, “por la vida de X”: “¡Vive Jehová, que si les hubierais conservado la vida, yo no os matarí­a!” (Jdg 8:19). Esta fórmula apela al poder de algún superior para validar una declaración. En Jdg 8:19 Dios es testigo del juramento de Gedeón de matar a sus enemigos y de su declaración de que ellos se buscaron este castigo.Un uso similar se encuentra en Gen 42:15 donde es al faraón y su poder al que se apela: “En esto seréis probados: Vive Faraón, que no saldréis de aquí­, sino cuando vuestro hermano menor viniere aquí­”. En 1Sa 1:26 Ana se vale de una frase parecida cuando apela al propio Elí­ a que dé fe de lo que acaba de decir: “Y ella dijo: ¡Oh, señor mí­o! Vive tu alma, señor mí­o, yo soy aquella mujer que estuvo aquí­ junto a ti orando a Jehová”. Solo Dios jura por su propio poder: “Entonces Jehová dijo: Yo lo he perdonado conforme a tu dicho. Mas tan ciertamente como vivo yo, y mi gloria llena toda la tierra” (Num 14:20-21). La modalidad femenina del nombre, jayyah, quiere decir “ser viviente” y se aplica en particular a animales. Cuando se usa de esta manera, el vocablo por lo general indica animales salvajes a diferencia de domésticos: “Se acordó Dios de Noé, y de todos los animales, y de todas las bestias que estaban con él en el arca” (Gen 8:1). En Job 37:8 el término se refiere a animales feroces: “Las bestias entran en su escondrijo, y se están en sus moradas”. El mismo vocablo puede connotar “bestias malvadas”: “Ahora pues, venid, y matémosle y echémosle en una cisterna, y diremos: Alguna mala bestia lo devoró” (Gen 37:20). Matizando un poco más, el término describe los animales terrestres a diferencia de las aves y de los peces: “Fructificad y multiplicaos; llenad la tierra, y sojuzgadla, y señoread en los peces del mar, en las aves de los cielos, y en todas las bestias que se mueven sobre la tierra” (Gen 1:28). Pocas veces jayyah se refiere a animales domesticados: “Tendrán ellos las ciudades para habitar, y los ejidos de ellas serán para sus animales, para sus ganados y para todas sus bestias” (Num 35:3). A veces la palabra se refiere a seres vivientes en general: “Y en medio de ella la figura de cuatro seres vivientes” (Eze 1:5). En pasajes como estos el vocablo es sinónimo del término hebreo nepesh (“alma, vida, ser”). El plural de jay es jayyéí†m, un término general que indica “vida” en oposición a “muerte”. Esta acepción se encuentra en Deu 30:15 “Mira, yo he puesto delante de ti hoy la vida y el bien, la muerte y el mal”. Obsérvese también Gen 27:46 “Y dijo Rebeca a Isaac: Fastidio tengo de mi vida, a causa de las hijas de Het”. Un segundo matiz del plural quiere decir “vida”, o sea, los dí­as de nuestra vida: “Sobre tu pecho andarás, y polvo comerás todos los dí­as de tu vida” (Gen 3:14). La misma idea se encuentra en Gen 23:1 “Fue la vida de Sara ciento veintisiete años; tantos fueron los años de la vida de Sara”. El “aliento de vida” en Gen 2:7 es el aliento que trae “vida”: “Entonces Jehová Dios formó al hombre del polvo de la tierra, y sopló en su nariz aliento de vida, y fue el hombre un ser viviente”. El “árbol de vida” es aquel que ofrece “vida eterna” o perdurable. En otras palabras, sus frutos dan “vida”: “Jehová Dios hizo nacer de la tierra todo árbol delicioso a la vista, y bueno para comer; también el árbol de vida en medio del huerto” (Gen 2:9). Otro matiz del vocablo sugiere una calidad especial de vida, la vida como un don especial de Dios (un don de salvación): “A los cielos y a la tierra llamo por testigos hoy contra vosotros, que os he puesto delante la vida y la muerte, la bendición y la maldición; escoge, pues, la vida, para que vivas tú y tu descendencia” (Deu 30:19). El plural de la palabra puede indicar “personas vivientes”: “Y se puso entre los muertos y los vivos; y cesó la mortandad” (Num 16:48). C. Adjetivo jay (yj’ , 2416), “vivo o viva; viviente”. El término tiene cognados en ugarí­tico, cananeo, fenicio, púnico y arameo. Se encuentra unas 481 veces en todos los perí­odos del hebreo de la Biblia. El vocablo jay se usa como nombre y también adjetivo. Como adjetivo califica a personas, a animales y a Dios, pero nunca a plantas. En Gen 2:7 el adjetivo junto con el nombre nepesh (alma, persona, ser) quiere decir “ser viviente”: “Entonces Jehová Dios formó al hombre del polvo de la tierra, y sopló en su nariz aliento de vida, y fue el hombre un ser viviente”. El mismo conjunto de palabras se usa en Gen 1:21, aunque con un significado un poco diferente: “Y creó Dios †¦ todo ser viviente que se mueve, que las aguas produjeron según su género”. En este caso un nepesh viviente (“creatura”) es un animal. En Deu 5:26 se menciona a Dios como el Dios “viviente”, a diferencia de los í­dolos y dioses sin vida de los paganos. Con un matiz más marcado, jay describe carne (animal o humana) subcutánea o “carne cruda”. En Lev 13:10 se comenta que la lepra descubrí­a la carne “viva” (jay): “Si al examinarlo el sacerdote observa un tumor blanco en la piel, el cual ha hecho que el vello mude de color, y también se descubre la carne viva” (rv-95). Los mismos términos (basar jay) se aplican a la carne cruda de un animal despellejado: “Da carne que asar para el sacerdote; porque no tomará de ti carne cocida, sino cruda” (1Sa 2:15). Cuando se aplica a lí­quidos, jay quiere decir “corriente”; algo que fluye. Se usa en sentido figurado para describir algún objeto que se mueve: “Cuando los siervos de Isaac cavaron en el valle, y hallaron allí­ un pozo de aguas vivas” (Gen 26:19). En Jer 2:13, la versión lbd traduce “agua vivificante” o agua que da vida (cf. Jer 17:13; Zec 14:8). Cantares usa el término en una figura descriptiva de una esposa; es un “pozo de aguas vivas” (4.15). Lo que la figura enfatiza no es tanto que el agua fluye sino que se renueva; no está estancada y por eso es refrescante y agradable para beber.

Fuente: Diccionario Vine Antiguo Testamento

Un comentario en “VIVIR”

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público.