Católicos argentinos son menos comprometidos que los evangélicos

En América Latina, el número de personas que se definen como católicas ha disminuido desde 1910, según un estudio de Pew Research Center. Ha pasado de 94% en ese año hasta un 69% en la actualidad. Sin embargo, este credo continúa siendo el que tiene más fieles.

En el caso particular de Argentina sucede algo similar, con la diferencia que los católicos son menos comprometidos que los protestantes.

El 71% de los argentinos son católicos, 15% protestantes, 11% no tiene afiliación religiosa y un 3% se encuadra en la categoría por “otros”.

Un dato que llama la atención es que del total que dicen profesar la fe católica, sólo 9% asevera que reza diariamente, asiste a servicios religiosos -tanto a diario como semanalmente- y considera a la religión muy importante en su vida. En cambio este ítem, denominado como compromiso religioso, asciende a un 41% cuando se le pregunta a los que se autodenominan protestantes.

“Si bien Argentina está por debajo de Paraguay (89%), México (81%) y otros cinco países que tienen mayor proporción de católicos, este país todavía se clasifica como de población predominantemente católica”, explicó Juan Carlos Esparza, de Pew Research Center.

En cuanto a la brecha de compromiso religioso entre católicos y protestantes, remarcó que es bastante notoria en Argentina.

“Aunque la máxima diferencia en compromiso religioso entre católicos y protestantes se ve en Venezuela, en Argentina esta diferencia es de 32 puntos, ya que los católicos aseguran rezar diariamente y asistir a servicios religiosos en un 9% y los protestantes en un 41%”, señaló Esparza.

En cuanto a cantidad de personas que no profesan ninguna religión, Argentina se ubica en un sexto lugar con 11%, muy por detrás del primero que es Uruguay con 37%.

“Argentina no está en la cima de los no afiliados pero sí en un patrón interesante en términos de proyección”, destacó el experto, quien precisó que esas proyecciones estiman que las personas sin filiación irán aumentando en porcentaje porque tienen una alta tasa de fertilidad.

La disminución del número de fieles católicos en toda América Latina que refleja la encuesta se contrapone con un crecimiento del protestantismo. En 1910 este culto solamente contaba con el 1% de la población, en 1970 ascendió a 4% y en la actualidad ha llegado al 19%.

“El protestantismo ha crecido prácticamente casi cinco veces en los últimos 40 años, mientras el catolicismo ha disminuido”, recalcó Esparza.

En este aspecto el estudio resalta que al menos un tercio de los protestantes actuales fueron criados en la Iglesia Católica y la mitad o más dicen haber sido bautizados como católicos.

“Tenemos un fuerte movimiento de latinoamericanos criados en el catolicismo pero que, al crecer, entran en iglesias evangélicas protestantes”, especificó Esparza.

En la investigación también se enumeran las razones por las cuales los ex católicos se convirtieron al protestantismo. De ocho posibles causas que se les entregó en la encuesta -podían elegir más de una-, la más frecuente fue que buscaban una conexión más personal con Dios (81%). También aparecieron con alta frecuencia que se cambiaron de religión porque querían un estilo de culto diferente (69%), un mayor énfasis en la moralidad (60%) y una iglesia que ayudara más a sus miembros (59%).

Fuente: www.MundoCristiano.tv