Una oración poderosa para que el año nuevo o el año que viene me vaya bien – Biblia.Work

Una oración poderosa para que el año nuevo o el año que viene me vaya bien

Aquí tienes una oración que puedes utilizar para buscar bendiciones y guía en el año venidero, inspirada y sustentada por principios y pasajes bíblicos:


Oración para un Año Bendecido

Padre Celestial,

En la entrada de este nuevo año, vengo ante Ti con un corazón lleno de esperanza y gratitud. Gracias por tu fidelidad y amor inagotable que has demostrado a lo largo de mi vida. “Las misericordias del Señor son nuevas cada mañana; grande es tu fidelidad.” (Lamentaciones 3:23).

Te pido, Señor, que me guíes en cada paso de este nuevo año. Que tu sabiduría sea la luz en mi camino y tus enseñanzas el fundamento de mis decisiones. “Lámpara es a mis pies tu palabra, y luz para mi camino.” (Salmos 119:105).

Dame fuerza para enfrentar los desafíos y las dificultades que pueda encontrar. Ayúdame a confiar en Tu plan y a recordar que “todo lo puedo en Cristo que me fortalece.” (Filipenses 4:13).

Bendice mi trabajo, mis esfuerzos y mis proyectos. Que pueda trabajar no solo para mi propio beneficio, sino también para ser de bendición para otros. “Y todo lo que hagan, háganlo de corazón, como para el Señor y no para los hombres.” (Colosenses 3:23).

Rodea mi vida con tu protección y paz. Que en medio de las incertidumbres, pueda descansar en la seguridad de tu cuidado. “La paz de Dios, que sobrepasa todo entendimiento, guardará vuestros corazones y vuestros pensamientos en Cristo Jesús.” (Filipenses 4:7).

Enséñame a ser generoso y bondadoso, reflejando tu amor en cada acción y palabra. Que pueda ser un instrumento de tu gracia y compasión en un mundo que tanto lo necesita. “Porque fuisteis llamados a la libertad, hermanos; solamente que no uséis la libertad como ocasión para la carne, sino servíos por amor los unos a los otros.” (Gálatas 5:13).

Finalmente, Padre, que este año sea un tiempo de crecimiento espiritual y acercamiento a Ti. Que mi relación contigo sea más profunda y mi fe más firme. “Pero crezcan en la gracia y el conocimiento de nuestro Señor y Salvador Jesucristo. A él sea gloria ahora y para siempre. Amén.” (2 Pedro 3:18).

En el nombre de Jesús, Amén.


Esta oración incorpora elementos de agradecimiento, petición, confianza en Dios y compromiso con los principios cristianos. Se basa en la creencia de que Dios escucha y responde a las oraciones, y en la confianza de que Él guía y provee según su voluntad y tiempo perfectos.